Seleccionar página

Muy buenas Enferebros ¿Qué tal estamos? Dada la situación que estamos viviendo de escasez de material debido a la crisis, hemos realizado varios vídeos aclarando algunas cosas acerca de las mascarillas. Pero también, han surgido unas cuantas dudas debido al uso y a la escasez de guantes, como por ejemplo ¿Se puede realizar el lavado de manos con los guantes puestos para poder reutilizarlos? ¿Cómo sé si los guantes que estoy utilizando dan una protección adecuada? ¿Si llevo los guantes puestos todo el rato estoy más protegido? O ¿Protege más utilizar doble guante? Así que nuevamente me he puesto manos a la obra y he intentado realizar una revisión bibliográfica para intentar resolver estas dudas.

Como siempre, antes de nada, me gustaría pediros un favor y es que si es la primera vez que pasáis por aquí y os gusta el contenido relacionado con la salud y el bienestar os suscribáis porque yo creo que vais a aprender muchísimo. Además, como todos y todas sabéis es gratis y a mí me ayudaría un montón.

No obstante, hagáis lo que hagáis, bienvenidos y bienvenidas a esta comunidad. Comenzamos.

Para empezar, debo decir que todas las guías de protocolos que he consultado y que hacen referencia al hecho de lavarse las manos con guantes o desinfectarlos, NO recomiendan hacerlo. Recomiendan el lavado de manos previo a la colocación de guantes y el lavado posterior a su retirada.

Hay que tener en cuenta que la mayoría de guantes de uso sanitario y de protección individual están fabricados para ser desechables. Es decir, usar y tirar. Esto es así debido a que tanto el lavado de manos como el uso de guantes reduce el riesgo de infección cruzada.

Para el que no sepa que es este concepto de infección cruzada, significa la infección que puedo transmitir yo como profesional de un paciente que he atendido a otro que he atendido después.

Es interesante destacar que hay dos clases de guantes: los guantes de protección frente a microorganismos y los guantes sanitarios. Los guantes de protección frente a microorganismos se consideran un Equipo de protección individual (EPI), debido a que protegen al profesional, suelen utilizarse por ejemplo en aislamientos. Mientras que los guantes sanitarios protegen al paciente, estos son por ejemplo los que se usan para realizar exploraciones. Los guantes sanitarios además pueden ser estériles o no estériles, y les podemos encontrar de muchos materiales diferentes, como puede ser: látex, nitrilo, vinilo, etc.

De este concepto nacen los guantes de uso dual que serían una mezcla de los guantes anteriores. Un guante diseñado para proteger tanto al profesional como al paciente. Y para que se considere un guante de uso dual debe cumplir la legislación exigida a ambos tipos de guantes.

A nivel legal hay un montón de normas, clases, categorías, estándares de calidad etc. Pero no voy a entrar en esos detalles porque es un auténtico coñazo. Así que os voy a decir que tenéis que buscar en la caja para saber si los guantes que disponemos son adecuados, y para saber si les tenemos que adquirir cual comprar.

Para que un guante nos proteja en este caso, para el coronavirus, debe contener la siguiente simbología que vais a ir viendo en pantalla. La CE categoria 3.

Este símbolo que indica que es resistente contra microorganismos y hongos y además debe aparecer debajo la palabra virus. Debéis saber que si no aparece la palabra virus no está demostrado que esos guantes protejan contra ellos. Así que mucho ojo con eso.

Se recomienda que el AQL sea menor a 1.5. Esto del AQL sería por decirlo así el porcentaje mínimo de guantes defectuosos.

Y ya, por último, en alguno vais a ver que viene este otro símbolo que indica que es resistente a productos químicos. En este punto de resistencia a productos químicos hay muchas categorías, niveles, etc. Pero no vamos a entrar en ello.

Como os comentaba al principio todas las guías y protocolos desaconsejan el lavado de guantes. A pesar de esto he encontrado 3 estudios bastante recientes que han investigado la eficacia y las consecuencias de esta práctica. Son estudios pequeños, que hay que coger un poco con pinzas, pero que quizá, nos pueden orientar un poco ante esta situación extrema.

En estos estudios se destacan varias cosas, como por ejemplo que el hecho de permitir el lavado de manos con guantes hace que los profesionales mejoren la adherencia al lavado de manos y se las laven más.

También se vio que se reducen las tasas de infección y contagio prácticamente al mismo nivel que con las manos desnudas. Por lo que concluyen que podría ser una buena medida alternativa. Pero hay que tener en cuenta unas cosas muy importantes.

La primera es que no en todos los guantes la desinfección es igual de eficaz. Además, dependiendo del guante y el producto que utilicemos para realizar el lavado o desinfección puede afectar a su integridad y por tanto a su seguridad.

Por último, una cosa importantísima es que, en los estudios, suelen realizar estas pruebas para tratar al mismo paciente, es decir para realizar diferentes intervenciones en el mismo paciente, no entre pacientes diferentes que es por lo que mucha gente pregunta.

Por todo esto, no se debe realizar el lavado de guantes para utilizarlos con diferentes pacientes. Puede que ante la escasez de material cuando haya que usar varios guantes con el mismo paciente, si sea una alternativa. Recordemos que una de las medidas básicas para evitar la infección cruzada es el cambio de guantes entre pacientes y el lavado de manos. Por lo que eso es lo más aconsejable actualmente y lo más seguro.

Por otra parte, el hecho de llevar guantes puestos constantemente durante un tiempo muy prolongado es probablemente inútil y contraproducente. Ya que este hecho no cumple con la función básica del uso de guantes, que es limitar el contagio de persona a persona, de los microorganismos que hay en nuestras manos. En lugar de estar en nuestras manos van a estar en los guantes y los vamos a ir diseminando por ahí.

Por otra parte, este uso de guantes da una falsa sensación de seguridad que puede llevar a cometer errores, tanto con uno mismo de que por ejemplo igual te tocas la cara, como para los demás.

Así que por favor siempre que sea posible, cambiarse los guantes, utilizar unos para cada persona, y lavado de manos antes y después de utilizarlos.

Me gustaría comentar, que también que es frecuente ver a compañeros trabajadores de otras áreas como por ejemplo en supermercados que tienen los guantes puestos todo el rato.

Para evitar contagios tanto a ellos mismos como a otras personas, y siempre y cuando los guantes cumplan las características de protección que hemos mencionado al comienzo del vídeo, se me ocurre que podría ser interesante para minimizar el gasto de guantes y aumentar la protección, el hecho de realizar el lavado de manos con los guantes puestos y realizar un cambio de guantes cada máximo 10 clientes, por ejemplo.

O quizás esto podría resultar útil también para la policía en los controles de vehículos que se están haciendo ahora mismo rutinariamente. Ya que a veces no se realiza el cambio por escasez de ellos y no porque no queramos lavarnos.

Respecto a si utilizar doble guante protege más, la mayoría de estudios que he encontrado concluyen que sí. El utilizar doble guante protege más de las perforaciones que utilizar uno solo. Lo que sí, estos estudios están más ideados para el ámbito quirúrgico. Aunque lógicamente puede ser extrapolable para algunas circunstancias de mayor riesgo.

Hay que tener en cuenta que en muchas ocasiones se han podido producir perforaciones en el guante por ejemplo derivado del uso continuado de ellos y no darnos cuenta. Y esto como es lógico pensar, es un riesgo.

Pueden producirse perforaciones por muchos motivos, pero me gustaría destacar uno que quizá pasa más desapercibido, y es el hecho de ponernos los guantes sin haber dejado secar el hidrogel. Así que cuidado con eso que aunque depende de muchos factores podría aumentar el riesgo de perforación.

Para que os hagáis una idea en estos estudios se estima que 9 de cada 10 perforaciones pueden pasar desapercibidas.

Un posible truco para detectar perforaciones cuando se utiliza doble guante es utilizar uno de cada color. Por ejemplo, uno verde y encima uno azul.

Para finalizar, voy a explicar como se pueden quitar los guantes sin riesgo de contaminación para todo aquel que no lo sepa.

Para retirarles lo que vamos a hacer es considerar que la parte externa esta contaminada y la parte interna, donde está nuestra mano esta limpia. Por ello el primer guante, le vamos a sacar con la otra mano de esta manera, lo vamos a sostener y posteriormente con la mano ya sin guante vamos a introducir por dentro sin tocar la parte externa y vamos a sacarlo dándolo la vuelta. Y así ya lo tendríamos, como si fuera un ovillo de calcetines.

No se recomienda guardar los guantes usados en el bolsillo, por lo que es aconsejable desecharlos al instante de quitárnosles.

Pues nada más que añadir compañeros y compañeras, esto era más o menos todo lo que os quería comentar acerca de este tema, si se os ocurre alguna cosa más, ideas o conocéis de algún estudio, o tenéis alguna duda, os leo a todos y todas en comentarios. Así que nada, nos vemos en el próximo vídeo o por ahí tocando vidas.

BIBLIOGRAFÍA GUANTES:

Osakidetza. Guía-Manual: Uso adecuado de los guantes sanitarios. 2017. DEPÓSITO LEGAL: SS 793-2015. Pág: 3. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.osakidetza.euskadi.eus/contenidos/informacion/osk_publicaciones/es_publi/adjuntos/primaria/Uso_adecuado_guantes_sanitarios.pdf

Servicio de Neumología: Hospital Clínico Universitario de Valencia. Nuestros guantes también deben proteger a los enfermos. 2019. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://neumoclinicovalencia.com/los-guantes-hospital/

Hospital MAZ. Guía de higiene de manos y uso del guante sanitario. 2016. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.maz.es/Publicaciones/Publicaciones/manual-guia-de-higiene-de-manos-y-uso-del-guante-sanitario.pdf

SERGAS. Protocolo de higiene de manos y uso correcto de guantes. 2012. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://runa.sergas.es/xmlui/bitstream/handle/20.500.11940/8729/PROTOCOLO%2520HIGIENE%2520DE%2520MANOS.pdf?sequence=2&isAllowed=y

Servicio de Salud: Principado de Asturias. Protocolo de lavado de manos y uso correcto de guantes en Atención Primaria de Asturias. 2009. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.astursalud.es/documents/31867/36150/Protocolo+Lavado+de+Manos+para+Atenci%C3%B3n+Primaria.pdf/27d74e91-49ba-9e91-0aa3-dc1aa5269d19

Servicio Andaluz de Salud. Recomendaciones sobre la higiene de manos y uso correcto de guantes en los centros sanitarios. 2015. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: http://www.saei.t2v.com/documentos/biblioteca/pdf-biblioteca-182.pdf

Silva, C. Técnica de Lavado de Manos. Revista de Enfermería. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.fundasamin.org.ar/archivos/T%c3%a9cnica%20de%20Lavado%20de%20Manos.pdf

Gobierno de Canarias. Guía para la higiene de manos en el entorno sanitario. 2009. Pág 22. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www3.gobiernodecanarias.org/sanidad/scs//content/49effa6b-c211-11de-98bc-ddc0386026b1/Guia_para_la_higiene_de_manos_en_el_medio_sanitario.pdf

Pantoja Ludueña, M. RECOMENDACIONES PARA LA HIGIENE DE MANOS. Rev. Méd. La Paz v.16 n.2 La Paz , 2010. ISSN 1726-8958. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: http://www.scielo.org.bo/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1726-89582010000200011

Fehling P, Hasenkamp J, Unkel S, Thalmann I, Hornig S, Trümper L, Scheithauer S. Effect of gloved hand disinfection on hand hygiene before infection-prone procedures on a stem cell ward. J Hosp Infect. 2019 Nov;103(3):321-327. doi: 10.1016/j.jhin.2019.06.004. Epub 2019 Jun 18. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.journalofhospitalinfection.com/article/S0195-6701(19)30258-0/fulltext

G. Kampf, S. Lemmen c. Disinfection of gloved hands for multiple activities with indicated glove use on the same Patient. September 2017 Volume 97, Issue 1, Pages 3–10. DOI: https://doi.org/10.1016/j.jhin.2017.06.021. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.journalofhospitalinfection.com/article/S0195-6701(17)30343-2/fulltext

O. Assadian, PN Humphreys b , c, KJ Ousey b. Disinfection of artificially contaminated gloved hands reduces transmission of Staphylococcus epidermidis to catheter valves. November 2018Volume 100, Issue 3, Pages e57–e59. DOI: https://doi.org/10.1016/j.jhin.2018.03.010. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.journalofhospitalinfection.com/article/S0195-6701(18)30160-9/fulltext

S. Scheithauer, H. Häfner b, R. Seef c, S. Seef c, RD Hilgers d, S. Lemmen b. Disinfection of gloves: feasible, but pay attention to the disinfectant/glove combination. November 2016Volume 94, Issue 3, Pages 268–272. DOI: https://doi.org/10.1016/j.jhin.2016.08.007. Consultado el: 22/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.journalofhospitalinfection.com/article/S0195-6701(16)30322-X/fulltext

INSST. En tus manos esta la seguridad: para protegerte un EPI, para protegerle un PS, Guantes de uso dual. 2019.

Banco de Preguntas Preevid. Eficacia protectora del uso de doble guante como barrera protectora de perforación percutánea y/o exposición a fluidos corporales en la práctica asistencial Murciasalud, 2014. Consultado el: 23/03/2020. Recurso web disponible en: http://www.murciasalud.es/preevid/20250

Verbeek JH, Ijaz S, Mischke C, Ruotsalainen JH, Mäkelä E, Neuvonen K, Edmond MB, Sauni R, Kilinc Balci FS, Mihalache RC. Equipo de protección personal para prevenir enfermedades altamente infecciosas debido a la exposición a fluidos corporales contaminados en el personal de salud. Cochrane Database Syst Rev. 2016 19 de abril; 4. Consultado el: 23/03/2020. Recurso web disponible en: http://www.bibliotecacochrane.com/BCPGetDocument.asp?DocumentID=CD011621

Tanner J, Parkinson H. Doble guante para reducir la infección cruzada quirúrgica (Revisión Cochrane traducida). En: La Biblioteca Cochrane Plus, 2008 Número 4. Oxford: Update Software Ltd. (Traducida de The Cochrane Library, 2008 Issue 3. Chichester, UK: John Wiley & Sons, Ltd.). Consultado el: 23/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.cochrane.org/es/CD003087/WOUNDS_doble-guante-para-reducir-la-infeccion-cruzada-quirurgica

Mischke C, Verbeek JH, Saarto A, Lavoie MC, Pahwa M, Ijaz S. Gloves, extra gloves or special types of gloves for preventing percutaneous exposure injuries in healthcare personnel Cochrane Database Syst Rev. 2014 Mar 7;3:CD009573 doi: 10.1002/14651858.CD009573.pub2. Consultado el: 23/03/2020. Recurso web disponible en: http://scielo.isciii.es/pdf/aprl/v19n2/evidencia.pdf

SEMPERMED. Menos infecciones nosocomiales gracias al uso de doble guante. Consultado el: 23/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.sempermed.com/fileadmin/_migrated/content_uploads/Sempermed_Informs_Nr_11_Nosocomial_Infections_ES.pdf

María Elisa de Castro-Peraza. ¿Es realmente necesario el uso del doble guante? Vol. 19. Núm. 6. páginas 354-355 (Noviembre – Diciembre 2009) ENFERMERÍA BASADA EN LA EVIDENCIA. DOI: 10.1016/j.enfcli.2009.08.003. Consultado el: 23/03/2020. Recurso web disponible en: https://www.elsevier.es/es-revista-enfermeria-clinica-35-articulo-es-realmente-necesario-el-uso-S1130862109001697

A %d blogueros les gusta esto: